Carro estándar: Aprender a manejar un estándar paso a paso

vehiculos-manual
Vehículos Manual

A muchos conductores les parece un poco complicado manejar de forma manual o estándar vs un coche automático, sin embargo, es muy útil saber cómo hacer por cualquier situación que se pueda presentar.

Bien sea porque estás aprendiendo a conducir o solo sabes manejar de forma automática y quieres aprender la forma manual, aquí te explicamos paso a paso cómo manejar estándar:

¿Cómo aprender a manejar estándar?

Lo primero es familiarizarte con el coche:

  • Ubica la palanca de velocidades
  • Siente los pedales con tus pies
  • Asegúrate de alcanzarlos con facilidad
  • Acomoda correctamente tu asiento

Ahora conoce con detenimiento el paso a paso de cómo manejar un auto estándar:

Colocar el asiento y la palanca

El primer paso para saber cómo manejar estándar es colocar el asiento teniendo el pie a fondo en el embrague y que tu rodilla quede flexionada.

La palanca la encontrarás en la consola central, donde te marcará con un esquema en forma de “H” los números del 1 al 5 (ó 6, si es tipo sport) y una “R” de reversa.

Cómo manejar estándar: conoce los pedales

Respecto a los pedales en los coches estándar, éstos son tres en lugar de los dos habituales de los coches automáticos.

De izquierda a derecha, encuentras primero el clutch, luego el freno y por último el acelerador.

Arrancar el motor de transmisión manual

Chequea primero que el coche no vaya a moverse de manera inesperada al encender el motor, por lo que debes asegurarte que se encuentre en punto muerto y tenga el freno de mano colocado.

Para estar en “punto muerto” la velocidad tiene que estar en neutral, por lo que tienes que presionar el clutch hasta el fondo y mover la palanca al centro; de estar bien colocada, la palanca podrá moverse con mucha facilidad hacia los lados.

Sin quitar el pie de clutch, hay que poner el pie en el freno y entonces proceder a encender el auto. Estos son los primeros y primordiales pasos a tener en cuenta al momento de saber cómo manejar estándar.

Y ahora a conducir

Para poder hacer que el auto comience a avanzar, tienes que pasar el coche a primera, es decir, a la velocidad que tiene el número “1”, y con el pie hasta el fondo en el embrague debes adelantar la palanca sin forzarla; luego, hay que realizar tres movimientos simultáneos:

  • Sacar el pie del clutch
  • Pisar el acelerador
  • Quitar el freno de mano

La coordinación entre estos últimos tres movimientos te costará trabajo al principio, ya que debe existir una relación perfecta entre lo lento que se saca el pie del embrague y la velocidad a la que pisas el acelerador.

Hacerlo de una manera incorrecta hará que el coche se apague, pero con mucha práctica y paciencia sin duda lo podrás lograr y así saber cómo manejar un estándar.

Cómo manejar un estándar: conceptos básicos

El clutch

  1. Saca el clutch lentamente y una vez que sientas movimiento, pisa el acelerador con un poco más de fuerza
  2. Una vez en movimiento y casi de momento, debes meter la segunda velocidad, ya que la primera sólo debe utilizarse para el arranque del motor.
  3. Para cambiar de velocidad, se debe realizar un proceso muy parecido al mencionado anteriormente: se pisa el embrague a fondo y se cambia a la velocidad que sigue. Una vez cambiada la velocidad, se saca lentamente el pie del clutch mientras se revoluciona el acelerador.

Para saber el momento exacto en el que hay que cambiar de velocidad, hay dos opciones: 1) escuchar el motor, o 2) poner atención al tacómetro.

Las velocidades

Cuando empiezas a ir más lento es necesario que reduzcas las velocidades. La manera de hacer el cambio es exactamente igual sólo que siguiendo un orden cronológico descendente en lugar de ascendente.

Al pasar por topes o reductores de velocidad, además de apretar el freno para bajar la velocidad, deberás mantener el pie en el embrague hasta que termines de pasar por ellos.

¿Cuántas marchas o velocidades tienen los coches manuales?

Hace años, era normal que los coches manuales tuvieran sólo cuatro marchas.

En teoría, esto los haría más fáciles de conducir que los autos de hoy, pero en ese entonces también tendrías que aprender técnicas antiguas como el doble desembrague, ya que no tenían cajas de cambios sincronizadas. Las cajas de cambios también eran mucho más vagas que en la actualidad, lo que dificultaba encontrar engranajes.

Hoy en día, la mayoría de los automóviles tienen al menos cinco marchas, aunque las seis marchas son cada vez más comunes. Al tener una sexta marcha extra alta, el motor puede funcionar a poco más de un tictac durante la conducción por autopista, lo que ayuda a reducir el consumo de combustible.

Las cajas de cambios manuales de siete velocidades son raras, pero existen: puede obtener una en superdeportivos como el Porsche 911 y el Chevrolet Corvette.

¿Cuándo debo cambiar de una velocidad a otra?

Cada automóvil está construido de manera diferente, incluido el patrón de cambios que verá en la perilla de la palanca de cambios. En general, las principales diferencias son dónde se encuentra la "Reversa" y la cantidad de velocidades disponibles para cambiar. Asegúrese de practicar el cambio de marchas varias veces para familiarizarse con él antes de arrancar el automóvil.

Una vez que te estés moviendo, deberás alcanzar cierta velocidad antes de cambiar a la siguiente marcha. Puede ayudar si recuerda que cada engranaje tiene diferentes velocidades de funcionamiento. Un gráfico enumera estos rangos comunes:

  • 1ra marcha: 0-10 millas por hora
  • 2da marcha: 5-25 mph
  • 3ra marcha: 15-45 mph
  • 4ta marcha: 30-65 mph
  • 5ta marcha: 65+ mph

Como puede ver, hay bastante superposición entre los rangos de marcha. Cuando realice cada cambio dependerá del automóvil, la cantidad de marchas que tenga, las condiciones de manejo y su tasa de aceleración. En poco tiempo, sabrá por el sonido de su motor cuando la transmisión esté lista para cambiar. (También puede consultar el tacómetro en su tablero, que muestra sus RPM, pero pronto ni siquiera necesitará eso).

Si cambia de marcha en el momento equivocado, el motor normalmente acelerará con fuerza o emitirá algún otro sonido de protesta. Al igual que con el resto del proceso, el momento llegará de forma natural a medida que practiques.

¿Cómo evitar dañar el cloche?

Con el tiempo, te acostumbrarás al embrague de un automóvil y comprenderás bien dónde está su punto de mordida, así como cuántas revoluciones necesitas darle para arrancar. Suena complicado, pero desarrollarás una sensación natural con la práctica.

Sin embargo, si no tiene cuidado, puede ser fácil desgastar el cloche prematuramente, y es probable que cueste al menos 8.000 pesos, aumentando hasta cinco cifras para algunos autos. Siga estos consejos y su embrague debería durar fácilmente más de 100,000 km:

No use el cloche para sostener el automóvil en colinas o avance lentamente en el cruce

Si está esperando en un cruce, en el tráfico o en una redoma, es tentador sostener el automóvil en el punto de agarre del embrague, lo que le permite escapar rápidamente cuando puede moverse. Pero esto puede causar un desgaste innecesario, especialmente si lo haces con frecuencia.

Deténgase, ponga el freno de mano y solo use el cloche cuando esté listo para arrancar.

No mantenga presionado el embrague cuando esté detenido

Una vez más, es tentador dejar el auto en marcha y mantener el pie en el cloche cuando se detiene en el tráfico.

Sin embargo, esto ejerce mucha presión sobre el cojinete de liberación del embrague, lo que podría desgastarse rápidamente si lo hace con regularidad.

Mantenga las revoluciones al mínimo

Para evitar caladas, especialmente durante las maniobras en colinas, muchos conductores pisan demasiado el acelerador. Esto puede causar un desgaste innecesario en las placas del embrague.

Necesita una cantidad mínima de revoluciones para que el automóvil se mueva, y si es lo suficientemente suave, la mayoría de los automóviles pueden moverse sin usar el acelerador en absoluto.

Comprar automóvil usado

¿Cuáles son las ventajas de las cajas de cambios manuales?

Si prefiere las cajas de cambios manuales o automáticas, dependerá de sus preferencias personales, pero conducir una manual tiene algunas ventajas claras.

  • Para empezar, generalmente son más baratos de comprar y consumen mejor combustible que los automáticos.

Esto se debe a varias razones: las cajas de cambios automáticas suelen ser más pesadas que las manuales, y las cajas automáticas tradicionales con convertidor de par desperdiciarían energía creando la resistencia del fluido hidráulico para transferir la tracción del motor a las ruedas.

  • Las cajas de cambios manuales generalmente son mejores para aquellos a quienes también les gusta sentir que tienen el control.

Si está planeando un adelantamiento, por ejemplo, en un manual puede bajar una marcha por adelantado para una reacción rápida cuando necesite acelerar.

  • En una transmisión automática, puede haber una ligera vacilación al pisar el acelerador.

Sin embargo, hoy en día, muchas automáticas vienen con modos manual o deportivo para esta situación.

Lo mismo se aplica en malas condiciones, como conducir por un campo embarrado o en la nieve.

  • Una caja de cambios automática puede confundirse y seleccionar la marcha incorrecta, haciendo girar las ruedas o luchando por mantener el impulso.

En un manual, puede seleccionar una marcha más alta para aumentar el par o reducir la velocidad usando las marchas en lugar de los frenos, lo que ayuda al conductor a mantener el control.

Transmisión automática vs. Transmisión manual ¿Cuál gana?

Transmisión manual:

Los vehículos con transmisión manual o estándar generalmente se denominan cambios de palanca. El conductor utiliza una palanca de cambios para cambiar manualmente las marchas a medida que acelera y desacelera su vehículo. Ubicada en la consola central, la palanca de cambios está conectada a la transmisión por un varillaje.

Además de una palanca de cambios, una transmisión manual requiere el uso de un pedal de embrague o cloche que se encuentra a la izquierda del pedal del freno. Al accionar el pedal del embrague, se desconecta el mecanismo del embrague que se encuentra entre el motor y la transmisión. Al pisar el pedal del cloche, se detiene la energía que pasa del motor a la transmisión para que pueda cambiar de marcha.

Para cambiar de marcha, el conductor presiona el pedal del cloche, mueve la palanca de cambios a la marcha deseada y luego suelta el pedal del embrague para volver a conectar la potencia del motor a la transmisión. Aprender a manejar una palanca requiere algo de práctica. Pise el pedal del embrague demasiado rápido y el motor se detendrá; Accione el pedal del embrague demasiado lento y puede causar un desgaste prematuro. La práctica hace la perfección.

Realidades de esta transmisión:

  • Requiere una amplia participación del conductor: el conductor selecciona y cambia a la marcha deseada.
  • Es sumamente baja la cantidad de autos vendidos hoy en día que tienen transmisión manual.
  • Popular en Europa y Asia: más del 80 % de los vehículos vendidos son manuales.

Ventajas:

  • Precio de compra más bajo.
  • A muchos conductores les gusta la sensación de tener el control.
  • Eficiente en combustible.
  • Aceleración superior: preferida por los conductores de carreras y de alto rendimiento.
  • Menos costoso de mantener.

Contras:

  • Requiere práctica para aprender a usar.
  • El conductor debe coordinar el embrague, el gas y el cambio.
  • Menor valor de reventa.
  • Puede ser difícil conducir en tráfico de paradas y arranques.
  • No tan ampliamente disponible.

Transmisión automática:

Mientras que el conductor juega un papel activo en la operación de un vehículo con transmisión manual, en una transmisión automática, el conductor simplemente selecciona D en la palanca de cambios y el automóvil hace todo el trabajo duro. Usando la presión del fluido, el vehículo completa automáticamente los cambios de marcha por sí solo. El corazón de la transmisión automática es el conjunto de engranajes planetarios. Esta parte es responsable de crear las diferentes relaciones de transmisión que utiliza la transmisión.

Proporcionar la presión necesaria para activar las bandas y los embragues que determina en qué marcha debe estar el vehículo es el líquido de transmisión automática. Este fluido no solo enfría y lubrica las partes móviles de la transmisión, sino que también ayuda a conducir el vehículo.

Un convertidor de par está conectado al tren motriz que actúa como un embrague en una transmisión manual. El fluido se usa para bloquear y desbloquear los engranajes planetarios para cambiar entre relaciones de engranaje. Este cambio ocurre automáticamente; el conductor no tiene que hacer nada.

Realidades de esta transmisión:

  • Requiere poca participación del conductor: ¡ponga el automóvil en marcha y listo!
  • Popular: el 95% de los automóviles vendidos tienen transmisiones automáticas.
  • Depende del fluido de la transmisión automática y del juego de engranajes planetarios.

Ventajas:

  • Fácil de usar, menos estrés.
  • Mayor valor de reventa.
  • Ampliamente disponible.
  • Excelente en el tráfico de paradas y arranques.
  • Bueno para principiantes.

Contras:

  • Precio de compra más alto que el manual.
  • Mayores costos de reparación.
  • Históricamente menos eficiente en combustible que la manual, pero la brecha se está cerrando.

Cómo manejar estándar: consejos finales

  • No mantengas la mano en la palanca de velocidades mientras no la estás ocupando.
  • Suelta el clutch por completo, es decir, no dejes tu pie reposando sobre él mientras no lo estás ocupando.
  • Evita cambiar de primera a reversa sin que el auto esté detenido ya que esto ocasionará un desgaste del embrague.

En KAVAK encuentra estos tipos de vehículos al mejor precio tanto manual como automática , compra un seminuevo en excelentes condiciones y de manera rápida y sin complicaciones, además ten facilidades de pago, recuerda que en Kavak te ayudamos a conseguir el financiamiento que necesitas para adquirir tu auto seminuevo. Te ponemos en contacto con nuestros socios comerciales (HSBC, BBVA, Santander, Credimovil y otros). Realiza tu pago inicial y haz la compra de tu seminuevo en poco tiempo.

Visita la guía de precios aquí.

Comprar coche seminuevo

Compramos tu auto

VENDER AUTO USADOS

¿Sabes cuánto vale tu auto? ¡Más de lo que imaginas!

En Kavak.com te lo compramos el mismo día. Cotiza tu auto hoy mismo desde casa. Recibe una oferta al instante. Agenda día y h...

Compramos tu auto
Tu primer auto Kavak

COMPRAR AUTO SEMINUEVO

Tu primer auto Kavak

Vive la experiencia única de tu primer auto en Kavak. Más de 3000 autos seminuevos en todo el país

Autos seminuevos en Venta
Guia de precios

GUIA DE PRECIOS

Haz una decisión inteligente

Descubre todos los detalles que debes saber sobre el auto de tus sueños. Compara la mejor opción de compra según tus interese...

Precios de autos usados

Categorías principales

Búsquedas más populares

También te puede interesar